Compostaje

 

 

 

 

CLEAN WORLD HISPANIA
ULTRA BIO-LOGICS ESPAÑA

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Compost

Activadores biológicos aceleradores del compostaje.

 

 

 

Uno de los factores más importantes de la fertilidad del suelo es el nivel de materia orgánica del mismo. 

La materia orgánica mejora la estructura del suelo y por lo tanto permite que el suelo resista la erosión, contenga más agua sin encharcarse, permanezca húmedo más tiempo durante períodos secos y contenga mayores reservas de nutrientes de las PLANTAS.

Muchos de sus efectos beneficiosos son debidos al estímulo que dan los micro-organismos y pequeños animales del suelo.

Los sistemas agrícolas que ignoren la importancia de la materia orgánica del suelo, originarán aumento del mantenimiento y quizás obsolescencia de los canales de riego y presa causados por la erosión y el aterramiento.

Por ende, reducción de los niveles de producción y pérdida real de tierra productiva. 

El mejor método para mejorar la capacidad de almacenamiento del agua del suelo es añadir  COMPOST.

El compost es un materia de color oscuro, con un agradable olor a mantillo del bosque.

Contiene una elevada carga enzimática y bacteriana que aumenta la solubilización de los nutrientes haciendo que puedan ser inmediatamente asimilables por las raíces. 

Por otra parte, impide que estos sean lavados por el agua de riego, manteniéndolos por mas tiempo en el suelo.
  

El compost influye en forma efectiva en la germinación de las semillas y en el desarrollo de los plantones. 

Aumenta notablemente el porte de las plantas, árboles y arbustos en comparación con otros ejemplares de la misma edad. 

Durante el transplante previene enfermedades y evita el shock por heridas o cambios bruscos de temperatura  y humedad. 

Se puede usar sin inconvenientes en estado puro, y se encuentra libre de nematodos.

Favorece la formación de micorrizas, pequeños hongos que actúan en las raíces en simbiosis mutualista con las plantas.

Por su acción antibiótica, aumenta la resistencia de las plantas a las plagas y agentes patógenos.

El PH neutro del compost lo hace sumamente confiable para ser usado con plantas delicadas.

Aporta  y contribuye al mantenimiento y desarrollo de la micro flora y micro fauna del suelo.

Favorece la absorción radicular. 

Facilita la absorción de los elementos nutritivos por parte de la planta.

Transmite directamente del terreno a la planta, hormonas, vitaminas, proteínas y otras fracciones humificadoras.

Aporta nitrógeno, fósforo, potasio, azufre, boro y los libera gradualmente, e interviene en la fertilidad física del suelo porque aumenta la superficie activa.

Absorbe los compuestos de reducción que se han formado en el terreno por compresión natural o artificial.

Mejora las características estructurales del terreno, desligando los arcillosos y agregando los arenosos.

Neutraliza eventuales presencias contaminadoras, (herbicidas, esteres fosforitos).

Evita y combate la clorosis ferrica. 

Facilita y aumenta la eficacia del trabajo mecánico del terreno. 

Mejora las características químicas del suelo y la calidad y las propiedad biológicas de los productos del agro. 

Aumenta la resistencia a las heladas y la retención hídrica, disminuyendo el consumo de agua en los cultivos

LOS EXPERIMENTOS EFECTUADOS CON COMPOST EN DISTINTAS ESPECIES DE PLANTAS, DEMOSTRARON AUMENTO DE LAS COSECHAS EN COMPARACIÓN CON LOS FERTILIZADOS CON ESTIÉRCOL O ABONOS QUÍMICOS

Propiedades del compost 

PH H2O 7-8,8
PH KCL 7-7,3
M.O. (materia orgánica) 35-40%
C/N 12-14
Humedad 40-45%
C.I.C. 167 meq/100gr
Nitrógeno total 2-2,6
Fósforo P2O5 1,5-2%
Potasio (K) 1,5%
Calcio (Ca) 2%
Magnesio (Mg) 1-1,3%
Cobre (Cu) 0,5 p.p.m.
Zinc (Zn) 160 p.p.m.
Manganeso (Mn) 500 p.p.m.
Acidos Húmicos  3-4%
Bacterias totales 133 x 107 (U.F.C./gr)
Actynomycetos 41x104 (U.F.C./gr)
Hongos 48x103(U.F.C./gr)
Actividad Biológica Global 0,93u gr/ml (I.N.F.T./gr)
Germinación Inferior al 8%
Presentación  Gránulos de aprox 2 mm
Densidad 0,6-0,65 ton./m3

 

Durante las últimas décadas la presión económica así como la creciente demanda de alimentos, ha dado lugar a la explotación de cultivos intensivos a gran escala, utilizando cada vez mayores cantidades de fertilizantes químicos inorgánicos y contemplando solamente la nutrición de los cultivos a corto plazo, olvidando cada vez más, el factor "natural" de la fertilidad misma de los suelos.

La materia orgánica, junto con el aire, agua y minerales, es uno de los componentes básicos del suelo. 

Se define como el conjunto de componentes orgánicos, de origen animal o vegetal, que se encuentra en diferentes estados de descomposición o transformación.

La materia orgánica es una porción del suelo aún y cuando la mayoría de los cultivos contienen solamente de 1 a 5 % de materia orgánica (en su capa superficial), esa pequeña cantidad modifica las propiedades físicas del suelo y afecta fuertemente sus propiedades químicas y biológicas.

La materia orgánica es responsable de una adecuada estructura en el suelo, aumenta la porosidad, mejora las relaciones agua-aire y reduce la erosión ocasionada por el agua y el viento. 

Químicamente, la materia orgánica es una fuente natural de nitrógeno, de fósforo y de azufre.

En el suelo, la materia orgánica se transforma, descompone o degrada hasta mineralizarse debido a la acción de microorganismos, todo este proceso natural da lugar a la humificación, proceso evolutivo mediante el cual a partir de la modificación de tejidos originales y de la síntesis de los organismos del suelo, se produce un conjunto de compuestos estables de color oscuro o negruzco, amorfos y coloidales, conocidos con el nombre de HUMUS.

El humus está constituido por las huminas, ácidos húmicos y ácidos fúlvicos, siendo sus principales características las siguientes:

Las huminas, son la fracción insoluble del humus tanto en ácidos como en álcalis y componen un porcentaje considerable del humus y su carga es positiva.

El ácido húmico es un material orgánico de color oscuro insoluble en ácidos con carga negativa.

El ácido fúlvico es el material sobrante en la solución una vez que se ha extraído el ácido húmico por acidificación. 

Tiene carga negativa y es soluble en álcalis y ácidos.

El humus influye en la capacidad de un suelo para retener y poner a disposición de la planta tanto aniones como cationes. 

La capacidad de intercambio catiónico (C.I.C.) está dada por el ácido fúlvico y húmico afectando de manera positiva la disponibilidad de nitrógeno (en su forma amoniacal), potasio, calcio, magnesio, cobre, hierro, manganeso y zinc.

La capacidad de intercambio aniónico (C.I.A.) está dada por las huminas y tiene influencia sobre la disponibilidad de nitrógeno (en su forma nítrica) fósforo, azufre, boro, molibdeno y cloro.

La capacidad de intercambio catiónico de un suelo está determinada en primera instancia por la cantidad de arcillas y humus presentes. 

De esta manera un suelo de textura arenosa y un bajo contenido de humus tendrá una baja capacidad de intercambio catiónico y por lo tanto una capacidad limitada para aportar nutrientes a la planta. 

La investigación efectuada sobre el tema señala que de un 25 a 90 % de la capacidad de intercambio catiónico de un suelo en su horizonte superficial se debe al humus. 

Por esta razón existe una relación directa entre el contenido de humus en el suelo y la fertilidad del mismo.

El humus tiene una reconocida capacidad adherente, hecho que permite la formación de agregados en el suelo produciendo condiciones adecuadas para el desarrollo de la raíz y en general de la actividad orgánica, lo que es importante en suelos de textura arcillosa por aireación y drenaje y en los arenosos donde la agregación evita en buena medida la lixiviación de arcillas hacia horizontes más profundos donde pudieran encontrarse menores cantidades de raíces absorbentes.

El humus tiene la propiedad de incrementar la capacidad de retención de humedad del suelo. 

En términos generales se estima que el humus puede retener agua en una proporción de veinte veces su peso.

Todos los organismos heterótrofos requieren materia orgánica como fuente de carbono, siendo del humus la forma en la que más fácilmente lo toman. 

De esta manera el humus promueve la actividad microbiana responsable de los procesos de mineralización de la materia orgánica, amonificación, nitrificación, fijación de nitrógeno, etc.

Existen varias formas de regenerar los materiales húmicos en el suelo, la incorporación de estiércol, desechos de cosechas,   abonos verdes y el COMPOSTAJE son las más utilizados, siendo el compost el que mejores resultados ofrece.

 

 

 

Compost >Para ir a instrucciones >< Biofertilizante

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Para ir a la página siguiente >

Para ir al HOME >

Para ir a instrucciones >

Para hacer un pedido o una consulta > 

Para ir al directorio >

 

 

 

 

 

 

 

Compost

De Wikipedia, la enciclopedia libre
 

El compost, composta o compuesto (a veces también se le llama abono orgánico) es el producto que se obtiene del compostaje, y constituye un "grado medio" de descomposición de la materia orgánica, que ya es en sí un buen abono. Se denomina humus al "grado superior" de descomposición de la materia orgánica. El humus supera al compost en cuanto abono, siendo ambos orgánicos.

La materia orgánica se descompone por vía aeróbica o por vía anaeróbica. Llamamos "compostaje", al ciclo aeróbico (con alta presencia de oxígeno) de descomposición de la materia orgánica. Llamamos "metanización" al ciclo anaeróbico (con nula o muy poca presencia de oxígeno) de descomposición de la materia orgánica.

El compost es obtenido de manera natural por descomposición aeróbica (con oxígeno) de residuos orgánicos como restos vegetales, animales, excrementos y purines, por medio de la reproducción masiva de bacterias aerobias termófilas que están presentes en forma natural en cualquier lugar (posteriormente, la fermentación la continúan otras especies de bacterias, hongos y actinomicetos). Normalmente, se trata de evitar (en lo posible) la putrefacción de los residuos orgánicos (por exceso de agua, que impide la aireación-oxigenación y crea condiciones biológicas anaeróbicas malolientes), aunque ciertos procesos industriales de compostaje usan la putrefacción por bacterias anaerobias.

Compost producido en un jardín.

El compost se usa en agricultura y jardinería como enmienda para el suelo (ver abono), aunque también se usa en paisajismo, control de la erosión, recubrimientos y recuperación de suelos.

Lo estudió el químico alemán Justus von Liebig.

Además de su utilidad directa, el compost implica una solución estratégica y ambientalmente aceptable a la problemática planteada por las grandes concentraciones urbanas (y sus residuos sólidos orgánicos domésticos) y las explotaciones agrícolas, forestales y ganaderas, cuyos residuos orgánicos deben ser tratados. El compostaje es una tecnología alternativa a otras que no siempre son respetuosas de los recursos naturales y el medio ambiente y que además tienen un costo elevado.

Contenido

 

 Agentes de la descomposición

La construcción de pilas o silos para el compostaje tiene como objetivo la generación de un entorno apropiado para el ecosistema de descomposición. El entorno no sólo mantiene a los agentes de la descomposición, sino también a otros que se alimentan de ellos. Los residuos de todos ellos pasan a formar parte del compost.

Los agentes más efectivos de la descomposición son las bacterias y otros microorganismos. También desempeñan un importante papel los hongos, protozoos y actinobacterias (o actinomycetes, aquellas que se observan en forma de blancos filamentos en la materia en descomposición). Ya a nivel macroscópico se encuentran las lombrices de tierra, hormigas, caracoles, babosas, milpiés, cochinillas, etc. que consumen y degradan la materia orgánica.

 Ingredientes del compost

Ingredientes del compost

Cualquier material biodegradable podría transformarse en compostaje una vez transcurrido el tiempo suficiente. No todos los materiales son apropiados para el proceso de compostaje tradicional a pequeña escala. El principal problema es que si no se alcanza una temperatura suficientemente alta los patógenos no mueren y pueden proliferar plagas. Por ello, el estiércol, las basuras y restos animales deben ser tratados en plantas específicas de alto rendimiento y sistemas termofílicos. Estas plantas utilizan sistemas complejos que permiten hacer del compostaje un medio eficiente, competitivo en coste y ambientalmente correcto para reciclar estiércoles, subproductos y grasas alimentarias, lodos de depuración etc.

Este compostaje también se usa para degradar hidrocarburos del petróleo y otros compuestos tóxicos y conseguir su reciclaje. Este tipo de utilización es conocida como biorremediación.

El compostaje más rápido tiene lugar cuando hay una relación (en seco) carbono-nitrógeno de entre 25/1 y 30/1, es decir, que haya entre 25 y 30 veces más carbono que nitrógeno. Por ello muchas veces se mezclan distintos componentes de distintas proporciones C/N. Los recortes de césped tienen una proporción 19/1 y las hojas secas de 55/1. Mezclando ambos a partes iguales se obtiene un materia prima óptima.

También es necesaria la presencia de celulosa (fuente de carbono) que las bacterias transforman en azúcares y energía, así como las proteínas (fuente de nitrógeno) que permiten el desarrollo de las bacterias.

Los restos de comida grasienta, carnes, lácteos y huevos no deben usarse para compostar porque tienden a atraer insectos y otros animales indeseados. La cáscara de huevo, sin embargo, es una buena fuente de nutrientes inorgánicos (sobre todo carbonato cálcico) para el suelo a pesar de que si no está previamente cocida tarda más de un año en descomponerse.

 Técnicas de compostaje

 

Compostadores hechos con RSU.

Esencialmente hay dos métodos para el compostaje aeróbico:

  • activo o caliente: se controla la temperatura para permitir el desarrollo de las bacterias más activas, matar la mayoría de patógenos y gérmenes y así producir compost útil de forma rápida.
  • pasivo o frío: sin control de temperatura, los procesos son los naturales a temperatura ambiente.

La mayoría de plantas industriales y comerciales de compostaje utilizan procesos activos, porque garantizan productos de mejor calidad en el plazo menor. El mayor grado de control y, por tanto, la mayor calidad, suele conseguirse compostando en un recipiente cerrado con un control y ajuste continuo de temperatura, flujo de aire y humedad, entre otros parámetros. El compostaje casero es más variado, fluctuando entre técnicas extremadamente pasivas hasta técnicas activas propias de una industria. Se pueden utilizar productos desodorantes, aunque una pila bien mantenida raramente produce malos olores.

 Microorganismos, temperatura y humedad de la pila

El cambio de temperatura de la noche al día produce vapor sobre un montón de compost

Una pila de compost efectiva debe tener una humedad entre el 40 y el 60%. Ese grado de humedad es suficiente para que exista vida en la pila de compost y las bacterias puedan realizar su función. Las bacterias y otros microorganismos se clasifican en grupos en función de cuál es su temperatura ideal y cuánto calor generan en su metabolismo. Las bacterias mesofílicas requieren temperaturas moderadas, entre 20 y 40ºC. Conforme descomponen la materia orgánica generan calor. Lógicamente, es la zona interna de la pila la que más se calienta. Las pilas de compost deben tener, al menos, 1 m de ancho por 1 m de alto y la longitud que sea posible. Así se consigue que el propio material aísle el calor generado. Hay sistemas que permiten pilas mucho más anchas y más altas. Así se puede hacer composta de una tonelada de residuos en un metro cuadrado. La aireación pasiva se ejecuta por medio de un piso falso. Tampoco necesita un revolteo del material en degradación.

La temperatura ideal está alrededor de los 60ºC. Así la mayoría de patógenos y semillas indeseadas mueren a la par que se genera un ambiente ideal para las bacterias termofílicas, que son los agentes más rápidos de la descomposición. De hecho, el centro de la pila debería estar caliente (tanto como para llegar a quemar al tocarlo con la mano). Si esto no sucede, puede estar pasando alguna de las siguientes cosas:

  • Hay demasiada humedad en la pila por lo que se reduce la cantidad de oxígeno disponible para las bacterias.
  • La pila está muy seca y las bacterias no disponen de la humedad necesaria para vivir y reproducirse.
  • No hay suficientes proteínas (material rico en nitrógeno)

La solución suele pasar por la adición de material o el volteo de la pila para que se airee.

Dependiendo del ritmo de producción de compost deseado la pila puede ser volteada más veces para llevar a la zona interna el material de las capas externas y viceversa, a la vez que se airea la mezcla. La adición de agua puede hacerse en ese mismo momento, contribuyendo a mantener un nivel correcto de humedad. Un indicador de que ha llegado el momento del volteo es el descenso de la temperatura debido a que las bacterias del centro de la pila (las más activas) han consumido toda su fuente de alimentación. Llega un momento en que la temperatura deja de subir incluso inmediatamente después de que la pila haya sido removida. Eso indica que ya no es necesario voltearla más. Finalmente todo el material será homogéneo, de un color oscuro y sin ningún parecido con el producto inicial. Entonces está listo para ser usado. Hay quien prefiere alargar la maduración durante incluso un año más, ya que, aunque no está demostrado, puede que los beneficios del compost así producido sean más duraderos.

 Otros componentes

A veces se añaden otros ingredientes con el fin de enriquecer la mezcla final, controlar las condiciones del proceso o de activar los microorganismos responsables del mismo. Espolvorear cal en pequeñas cantidades puede controlar la aparición de un excesivo grado de acidez que reduzca la velocidad de fermentación. Las algas proporcionan importantes micronutrientes. Algunas rocas pulverizadas proporcionan minerales, al contrario que la arcilla.

La fracción de estiércol puede provenir de heces humanas. No obstante, el riesgo de que no se alcancen temperaturas suficientemente altas para eliminar los patógenos hace que no suelan utilizarse en cultivos alimentarios. Tampoco se recomienda en el compostaje casero la utilización en general de heces de animales carnívoros pues contienen patógenos difícilmente eliminables. Aun así pueden ser útiles para el abonado de árboles, jardines, etc.

 Compostaje con lombrices

Se puede obtener vermicompost como producto de excreción de la lombriz roja u otros miembros de la familia Lumbricidae. Estos organismos se alimentan de residuos orgánicos y los transforman en un producto rico en nutrientes y microbios del suelo utilizado para fertilizar o enriquecer la tierra como medio de cultivo. Existe una actividad llamada lombricultura, que trata las condiciones de cría, reproducción y supervivencia de estas lombrices. Incluso existe un mercado mundial para comercializarlas. La vermicultura se puede practicar en pequeña escala dentro de las casas tanto como en gran escala.

 Véase también

 Referencias

  • Compost microbes, Cornell Univ.
  • Gómez-Sobrino E, Correa-Guimaraes A, Hernández-Navarro S, Navas-Gracia LM, Martín-Gil J, Sánchez-Báscones M, Gónzález-Hurtado JL, Ramos-Sánchez MC. "Biodegradación de asfaltenos del Prestige mediante la aplicación de las técnicas de compostaje-vermicompostaje", Residuos, 2006 Jul-Agos, XVI(92), pp 56-63.

 Enlaces externos

 

 

Compost >Para ir a instrucciones >< Biofertilizante

 

Compost de alperujo

De Wikipedia, la enciclopedia libre

La molturación de la aceituna en el proceso de extracción del aceite de oliva genera un subproducto pastoso, el alperujo, con cierta capacidad contaminante de los suelos y de las aguas subterráneas y superficiales.

Actualmente su tratamiento más frecuente es la valorización energética.

Una alternativa de gestión más acorde con la conservación de los recursos naturales es el compostaje, un proceso que estabiliza el subproducto, haciéndolo apto para su uso como enmienda orgánica.

En Andalucía se originó esta iniciativa de compostar alperujos por la paradoja detectada en el olivar ecológico.

Por un lado se necesitaban productos adecuados para fertilizar y enmendar orgánicamente los suelos; por otro las almazaras debían asumir los costes de transportar los alperujos a orujeras o plantas de valorización energética.

Con los resultados obtenidos y difundidos por distintos grupos de investigación, algunas almazaras iniciaron experiencias previas de compostaje de alperujos y solicitaron apoyo a la Administración para implementarlas.

Desde 2002 se ha estado dando asistencia técnica en Andalucía, con un número creciente de almazaras que compostan.

Son generalmente pequeñas o medianas plantas de compostaje para autoconsumo, casi siempre con sistema abierto de pilas volteadas y mezclando alpeorujo con hoja de la limpieza de la aceituna y estiércol.

Se construyen en terreno propio cercano a la almazara.

El alpeorujo compostado, independientemente del tipo y dosis del material estructurante, es una excelente fuente de materia orgánica (típicamente > 50 % peso seco) con características similares a otros tipos de compost comerciales.

Los múltiples beneficios que tiene la aplicación regular de compost de alperujo en el suelo, son aquellos ligados al aporte de materia orgánica estable, y se aprecian a medio-largo plazo (a corto plazo en suelos empobrecidos en materia orgánica como los andaluces).

Por otra parte, el compost de alperujo es una excelente fuente de nutrientes, especialmente potasio y fósforo, y su descomposición libera lentamente, a modo de dosificador, nitrógeno reduciéndose sus pérdidas por lixiviación.

El impulso del sector de la olivicultura ecológica al compostar los alperujos ha generado el apoyo de la Administración en Andalucia y la creación de una Grupo de Trabajo de intercambio de experiencias con el objetivo de transferir la información existente y la que se siga generando sobre esta técnica a los interesados.

Compost >Para ir a instrucciones >< Biofertilizante

 

 

 

 

 

Para ir a la página siguiente >

Para ir al HOME >

Para ir a instrucciones >

Para hacer un pedido o una consulta > 

Para ir al directorio >

 

 

 

 

Nuestro activador biológico líquido

    Origen: Canadá

    Seguridad: cumple las exigencias de alimentación animal

    Ingredientes: producto natural compuesto de extractos de   algas, plantas desérticas y Yuca, incluye ácidos algénicos, húmicos y lácticos, además incorpora Manitol de Manano, triglicéridos, glucósidos, combinados con Sarsaponegin de Zarzaparrilla. (patentado)

    Rango de acción: al activador biológico líquido le es indiferente la temperatura de los líquidos o sólidos a tratar, trabaja con cualquier temperatura que permita la vida. 

Trabaja con cualquier pH que permita la vida en el medio.

Trabaja en agua fría o salada y en aguas ácidas o alcalinas.

    Modo de acción: el agua bruta, el agua corrompida, las lagunas eutrofizadas, las fosas de las granjas, el compost, y en general todas las aguas residuales de las depuradoras industriales y municipales tienen un denominador común, y es que el sistema biológico, la biomasa funciona en malas condiciones, lejos de las condiciones ideales, y el efecto de la biomasa está reducido en cuanto a la densidad de población del cultivo que existe en el medio, y la baja calidad de la biomasa que trabaja en el medio, por esto observamos muchas veces un metabolismo parcial e incompleto de los residuos orgánicos por parte de los microorganismos. Este metabolismo parcial genera malos olores en los residuos y en el caso del agua el resultado es una D.B.O y D.Q.O alta así como altos niveles de sólidos en suspensión TDS y exceso de Nitrógeno y Fósforo.       

    La actividad biológica de una célula viva, de una bacteria, tiene un margen relativamente estrecho de condiciones que puedan considerarse óptimas para su crecimiento y reproducción.  El margen se reduce mucho mas sino viven en condiciones óptimas y tienen que soportar temperaturas extremas o poca humedad. Ambientes ácidos o alcalinos o una alta densidad de población de organismos competidores, o bien altas concentraciones de sales disueltas e incluso variaciones rápidas de humedad, temperatura, pH etc.

    Una bacteria sana es aquella que tiene una membrana que puede gastar energía para mantener en la célula un alto grado de concentración de sustancias nutritivas y sales, este mecanismo es conocido como transporte activo. Cuando la membrana ha sido dañada por una o mas de estas situaciones adversas antes descritas el transporte activo disminuye. En este caso los nutrientes en la bacteria son escasos y la mayoría de sus funciones metabólicas y de reproducción se paran.

    La investigación bioquímica ha demostrado que una membrana dañada se regenera y comienza a ejercer sus funciones en presencia de concentraciones muy bajas de nuestro activador biológico de modo que introduciendo en el medio extractos de plantas y algas especificas se puede ampliar el rango de funcionamiento óptimo de las células.

    El activador biológico liquido ha demostrado que por si mismo es capaz de conseguir que un cultivo trabaje bien cuando las condiciones están muy lejos de ser las ideales.

    La aplicación del activador biológico a los residuos y a las aguas produce un espectacular incremento de los microorganismos, aumentando el metabolismo y una  completa digestión de los residuos orgánicos indeseables.

    Estos resultados evidencian una reducción drástica del Amoniaco y gases Sulfurosos y otras reacciones químicas tóxicas manifestándose en una mas completa licuación de los residuos y el control de los olores.

    El activador biológico mejora significativamente los resultados de la mayoría de los productos biológicos y ecosistemas en las mas adversas condiciones.

    El activador biológico líquido deberá ser considerado como una parte de cualquier tratamiento biológico que pretenda un incremento potenciador de la capacidad metabólica de la biomasa.

    Otra utilidad que damos a nuestro activador biológico líquido es utilizarlo en alimentación animal mejorando de este modo las condiciones de vida de los microorganismos en el tracto intestinal. En gallinas, por ejemplo, ha incrementado la producción de huevos y ha reducido la producción de amoníaco y los gases - olores de los excrementos.

    Almacenaje: en lugar fresco y seco, no utilizar frigorífico. Mantiene las propiedades por mas de cinco años.

Solución ecológica a contaminaciones tóxicas

Solución natural biocatálitica a polución por olores

 

Compost >Para ir a instrucciones >< Biofertilizante

 

 

 

 

 

Para ir a la página siguiente >

Para ir al HOME >

Para ir a instrucciones >

Para hacer un pedido o una consulta > 

Para ir al directorio >

 

 

 

 

 

 

 

Nuestro activador biológico liofilizado

    Origen: Canadá

    Seguridad: cumple las exigencias de alimentación animal. Los ingredientes utilizados están dentro de las normas G.R.A.S. y están listados como ingredientes de nutrición animal en la publicación oficial A.F.C.O.

    Ingredientes: producto natural compuesto de enzimas canadienses, las mejores enzimas del mundo, minerales, oligoelementos, vitaminas, y microorganismos no patógenos, sino benéficos, seleccionados en estuarios de ríos muy contaminados de modo que son cepas naturales benéficas seleccionadas por su resistencia a tóxicos y alta capacidad de degradación las que aun siendo naturales son bastante superiores a las que existen naturalmente en los medios mas benignos. En los estuarios han trabajado con agua dulce y salada según las mareas. Siempre lo utilizamos con nuestro activador biológico líquido para garantizarnos en todos los casos que el cultivo trabaja en las mejores condiciones posibles. Los microorganismos benéficos seleccionados se ajustan a la normativa existente al efecto en Canadá denominada lista DSL y figuran en la clase -1- correspondiente a microorganismos no patógenos, sino benéficos, clasificados del mismo modo en Europa, Asia, Australia, EE.UU. y la mayoría del resto de los países.

Son absolutamente inocuos para personas, plantas o animales y no alteran el equilibrio ecológico.

Se emplea también como componente de piensos de nutrición animal para facilitar la digestión. 

Ecológico y biodegradable al 100/100.  

    Rango de acción: Son microorganismos facultativos lo que les permite trabajar con oxígeno, aeróbicamente, o sin oxígeno anaeróbicamente. Rango de pH efectivo de 5 a 9. Temperatura hasta 4 grados grados centígrados con efectividad. 

    Modo de acción: Inicialmente las enzimas descomponen las moléculas complejas en otras mas sencillas asimilables por los microorganismos proporcionándoles alimento, después los propios microorganismos producen las enzimas que necesitan para conseguir su propio alimento. El producto aporta nutrientes naturales necesarios para su procreación inicial, después se adaptan al medio. Tienen la capacidad de digerir componentes complejos  que son tóxicos para la mayoría de las bacterias. No es corrosivo. Los microorganismos procrean duplicándose cada 20 minutos y continúan procreando si no les falta alimento hasta 28 días, a los 28 días dejan de duplicarse voluntariamente para garantizarse el sustento. La mayor eficacia del cultivo, cuando trabaja al 100/100 es a partir de los 28 días. A los 28 días consolidamos el cultivo con otra aplicación para no dejar ningún resquicio a la duda de que contamos con la mejor biomasa que existe. El cultivo según el medio puede durar años. Cada gramo del activador biológico en polvo contiene un billón y medio de microorganismos. De este modo obtenemos la mayor calidad posible en la biomasa y la máxima densidad de población posible con lo que nos garantizamos la mayor capacidad de digestión natural en el medio. Es el cultivo mas resistente trabajando con metales pesados. Es exactamente proporcionar a la naturaleza los mejores medios posibles para que haga su trabajo, y de un modo absolutamente natural, absolutamente ecológico. El activador biológico liofilizado, en polvo, se complementa con levaduras y hongos naturales benéficos y como todos los demás ingredientes en grado de alimentación.

Utilizado como ingrediente en piensos de nutrición animal mejora de un modo natural la relación de engorde pienso - peso.

    Almacenaje: en lugar fresco y seco, no utilizar frigorífico. Mantiene las propiedades por mas de cinco años. Aspecto polvo, el soporte es salvado de trigo triturado, olor a cereal, muy agradable. Biodegradable al 100/100

 

Solución ecológica a contaminaciones tóxicas

Solución natural biocatálitica a polución por olores

 

Compost >Para ir a instrucciones >< Biofertilizante

 

 

 

 

 

 

 

Para ir a la página siguiente >

Para ir al HOME >

Para ir a instrucciones >

Para hacer un pedido o una consulta > 

Para ir al directorio >

División España

Suministro al resto del Mundo pulsar banderas