Poner la cola al burro

DEFINICIÓN

Consiste en dibujar un burro y con los ojos vendados intentar colocarle al animal la cola en su sitio, con ayuda de los compañeros, que le indicarán. Gana el equipo que mas se haya aproximado.

OBJETIVOS

PARTICIPANTES

Juego colectivo. Número sin determinar. Pueden participar niños a partir de los 6 años, aunque los participantes en el diseño y construcción deben tener 8 o más años

MATERIAL

Se requiere que, en el espacio donde se desarrolla el juego haya una pizarra o tablero laminado con corcho. Si se va a jugar sobre corcho necesitamos papel para diseñar el burro. Ya se juegue sobre pizarra o corcho, se confeccionará una cola de papel, en cuyo extremo se colocará cinta adhesiva o una chincheta que permita su sujeción al dibujo.

CONSIGNAS DE PARTIDA

DESARROLLO

Se inicia el juego eligiendo a suertes un participante que, con los ojos vendados, debe colocar la cola al burro tras haberle dado varias vueltas sobre sí mismo para desorientarle. Los participantes estarán divididos en dos grupos o equipos, y, mientras uno coloca la cola, el resto del equipo le orienta indicando: arriba, a la izquierda, a la derecha, etc.. Gana el equipo que menos tiempo tarda en colocar correctamente la cola al burro.

EVALUACIÓN

Teniendo en cuenta si cumple los principales objetivos propuestos al comienzo. Ver si se han cumplido las consignas de partida. Observar estas cualidades en los niños:

NOTAS

El juego se puede llevar a cabo por varios equipos, no tiene porque ser sólo dos. Se puede cambiar de animal y así le enseñamos a los niños varios, también podemos cambiar las partes de éste.

FUENTE

Ana Mª Giménez Fdez. "EL JUEGO POPULAR APLICADO A LA EDUCACIÓN"

 


Vover al índice general

Volver a los juegos de comunicación